banner
Estas en » Inicio » Noticias de Interés » Wine Slide Wine Aerator
Noticias de Interés
Publicado el: 11/01/2009
Wine Slide Wine Aerator foto_noticia

Para vinos jóvenes recién salidos al mercado a los que queramos dar una rápida oxigenación para eliminar olores indeseados del propio embotellado, nada mejor que disponer de un buen kit de aireación.

Se trata de una especie de lengüeta de acero inoxidable que debemos apoyar en la boca del decantador para, de esta manera, poder verter el vino en la parte superior y que se deslice por toda la superficie del utensilio, oxigenandose en su camino de caída hasta el fondo del decantador.

Si les gusta el “gadget”, pueden encontrarlo fácilmente en la red por unos 50$ USA.

Generalmente se decantan los vinos viejos que llevan mucho tiempo en botella, pues normalmente es cuando forman posos. Gracias a la decantación podemos eliminar estos posibles posos o restos del corcho con el que se había sellado, también le proporcionamos mayor oxigenación, maduración, permite la floración de los aromas y toma la temperatura adecuada para su consumo.

Aunque existen dos posturas, quienes necesitan imperiosamente decantar un vino y quienes creen que solamente es necesario decantar cuando existen posos, pues la decantación viene acompañada de la oxigenación y algunos vinos longevos pueden resultar perjudicados al contacto abrupto con el aire, perdiendo toda su estructura y propiedades adquiridas en botella.

Los partidarios de la decantación afirman que un vino joven decantado, al cabo de unas horas se vuelve más redondo, más suave al paladar y mucho más agradable. Hay que decir que cuando un vino permanece mucho tiempo en la jarra de decantación se vuelve pobre, es decir, pierde su vitalidad y frescura, por eso se debe decantar en el momento de consumo.

Una decantación será beneficiosa siempre que el vino se preste a ello, en ningún caso se deben decantar todos los vinos que consumimos, sólo los que tienen tendencia a desarrollar posos, los tintos jóvenes muy astringentes a los que una oxigenación les aporta una notable mejoría madurándolos y restando aspereza, los vinos muy concentrados a causa de una vinificación tradicional, etc.

Puede resultar difícil saber si se debe decantar un vino, pues algunos vinos perderán sus virtudes al ser decantados, pero ante la duda, se puede hacer la prueba. Si vas a decantar un vino añejo, prueba primero trasvasando sólo un par de copas y después compáralo con el vino que quedó en botella.

Recuerda, antes de consumir un vino que vaya a ser decantado conserva la botella en posición vertical las últimas 24 horas.

Fuente: directo al paladar

Diseño y desarrollo: RANDOM Copyright © Nectar Wines Trade 2006 - 2010 | Todos los derechos reservados